miércoles, 12 de junio de 2013

Directivo de empresa de Gente del Petróleo protagonizó escándalo de corrupción en 1994


petroleo

Origen: SIBCI
Alfredo Gruber Huncal, director de Vetra Colombia, empresa constituida por los dirigentes del sabotaje petrolero de 2002, protagonizó un escándalo de corrupción en 1994, cuando fue ministro y presidente del conglomerado de industrias estatales Corporación Venezolana de Guayana (CVG).
El funcionario, con una dilatada carrera en el holding petrolero PDVSA, era accionista en una empresa que mantenía contratos para explotación de oro con la CVG, al tiempo que ocupaba la presidencia de la corporación a cargo de las llamadas industrias básicas, según se refleja el documentos judiciales publicados en la web del Tribunal Supremo de Justicia.
La situación, que es ilegal y no se ajusta a las prácticas administrativas convencionales, fue puesta al descubierto por una investigación impulsada por el entonces contralor general, Eduardo Roche Lander.
Corporación Minera Cuyuní, donde Gruber poseía más de 13 mil acciones, suscribió un contrato con la CVG para la explotación de oro y diamante en una parcela minera denominada Cerro Arrendajo II, ubicada en el municipio Sifontes del estado Bolívar.
La denuncia y la actuación administrativa de la Contraloría General de la República provocó una especie de crisis política que salpicó al entonces presidente Rafael Caldera ya que además de ser su ministro estaba vinculado familiarmente con el mandatario.
Gruber, quien había sido presidente de Palmaven, la filial de fertilizantes de PDVSA, y de Deltaven, encargada de la distribución y comercialización de combustibles, optó por renunciar al gabinete ministerial.
Posteriormente solicitó ante el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) la nulidad de las actuaciones de la contraloría, lo cual fue finalmente negado.
Víctor Hugo Majano/SiBCI