jueves, 13 de junio de 2013

Sesto: Gran Misión vivienda es la palanca para la transformación de las ciudades


La Gran Misión Vivienda Venezuela (GMVV), la política habitacional del Estado, no es solo un plan para levantar casas. Es, sobre todo, la palanca principal para la transformación de las ciudades, a través de los procesos de renovación urbana que implica.

Así lo destacó el ministro de Estado para la Transformación Revolucionaria de la Gran Caracas, Francisco Sesto, quien es también director de la Oficina Presidencial de Planes y Proyectos Especiales (Opppe), uno de los ejecutores de viviendas y responsable de la construcción de gran cantidad de edificios en el Área Metropolitana.
“Vamos a hacer de Caracas y las demás ciudades del país unas ciudades dignas de ser vividas”, destacó la tarde de este miércoles durante su participación en un ciclo de debates organizado por el Museo de Arquitectura, en la que abordó el impacto positivo de la GMVV en la construcción de ciudades socialistas. Sesto definió la ciudad socialista como aquella donde todos estemos en condiciones de igualdad como ciudadanos, en el ámbito político, social y urbanístico.
La Gran Misión, desde su puesta en marcha en abril de 2011, ha levantado más de 388.000 viviendas en todo el país. Tan solo en el Distrito Capital, se han edificado unas 18.000, y la meta es sumar 22.000 al cierre de este año, como parte del objetivo de alcanzar las tres millones de viviendas nuevas en Venezuela hasta el año 2019.
“Vamos a reorganizar la ciudad para que el pueblo pueda vivir con dignidad, porque sí es verdad que en Caracas cabe otra Caracas, la Caracas de los pobres”, dijo en referencia a aquellas familias que por décadas fueron forzadas a habitar los cerros de la ciudad, de condiciones inestables, pues la vivienda tradicionalmente fue considerada como una mercancía y los mejores terrenos estuvieron reservados para el negocio inmobiliario.
Con esta política, ideada y promovida por el comandante Hugo Chávez, el Estado emprendió la tarea de destinar espacios urbanos que estaban ociosos o subutilizados para la construcción de los techos que demandaban los más pobres. Es sobre todo gente que, tras las intensas lluvias de finales de 2010, perdió su casa y fu enviada a refugios. La gran mayoría en la ciudad capital.
Es por ello que Sesto destaca que el tejido urbano de la ciudad existente es el principal campo de acción de la GMVV. De este modo, el pueblo ya no es marginado y desterrado a la periferia, sino que tiene su vivienda construida en los centros urbanos.
Renovación urbana
La reorganización de la ciudad implica, indicó el ministro, impulsar en paralelo la construcción y los procesos de renovación urbana de ciertos sectores, con especial énfasis en la dotación de espacios públicos.
Puso el ejemplo de proyectos previstos como la construcción de una gran plaza sobre una estructura, que se ha proyectado sobre la avenida Bolívar, y que estaría rodeada de edificios que suman unas 800 viviendas.
También está la plaza ideada para el gran espacio que está al lado de la Galería de Arte Nacional (GAN), que contaría con una sala expositiva de 7.000 metros cuadrados.
Un hecho revolucionario
La GMVV comenzó con un Registro Nacional de Vivienda, realizado en 2011, para que las personas con necesidad de unidades habitacionales se inscribiera y de esta manera precisar el tamaño y la ubicación de la demanda.
Este planteamiento obedeció a que el comandante Chávez estructuró esta política con la idea de dar respuesta definitiva al drama de la vivienda heredado en el país, donde casi tres millones de familias requieren un espacio para constituir su hogar.
“Haber asumido el tema de la cantidad es un hecho revolucionario”, destacó Sesto.
Ese Registro arrojó que tan solo en la Gran Caracas se requieren 325.350 viviendas, incluidas 245.517 en el Distrito Capital. El ministro puso el ejemplo de la parroquia San Agustín, donde está ubicado el Museo: en este sector se deben levantar 6.296 unidades habitacionales.
“Ayúdenme a planificar para saber dónde construir”, dijo a la gran cantidad de vecinos de la zona presentes en el debate. “Planificar es lo más importante que debe hacer el pueblo. Estamos tratando de trazar estrategias para resolver los problemas de todos”, enfatizó.
AVN