martes, 16 de julio de 2013

Latinoamérica, hacia un frente activo contra el espionaje de EE.UU.



Las filtraciones del ex colaborador de la CIA, Edward Snowden, revelan una violación masiva de la privacidad de las comunicaciones en el mundo, denuncia el canciller ecuatoriano Ricardo Patiño a la prensa.

Patiño hizo un llamamiento a poner fin al espionaje realizado por los países industrializados contra "todos los ciudadanos del mundo" y condenó asimismo el bloqueo aéreo que sufrió el avión del presidente de Bolivia, Evo Morales, a su paso por Europa debido a rumores de que Snowden iba a bordo.

Mientras tanto, los ministros bolivianos tienen prohibida la comunicación mediante celulares e Internet para evitar el riesgo de ser espiados. La decisión fue tomada después de que el sábado pasado Evo Morales denunciara que su gabinete era vigilado por la inteligencia norteamericana.

El analista Emilio Viano opina que solamente las alianzas fuertes como el Mercosur y otras en la región podrían presionar a Washington para que abandone sus prácticas ilícitas.

"Lo que pueden hacer [los países latinoamericanos] es empezar a crear alianzas, por ejemplo, a través del Mercosur, a través de Unasur, […] eso podría en cierto sentido crear más presión sobre los EE.UU.", indicó el analista en declaraciones a RT.

Emilio Viano recuerda que las exportaciones de la región a otros países como China están creciendo bastante, lo que podría en un futuro —dice— independizarse un poco más de los Estados Unidos.