domingo, 4 de agosto de 2013

Medios de Comunicación Privados Nacionales e Internacionales fomentan el odio entre dos países hermanos Colombia y Venezuela, para que EEUU los intervenga y pueda quedase con sus riquezas.



.Es
Es preocupante que un grupo de líderes de la derecha nacional, conjuntamente con la derecha internacional, financiados por empresarios de las altas corporaciones mundiales, dirigidos por Obama, están utilizando varios medios de comunicación de diferentes vía de difusión, (Online, Por Suscripción, Señal Abierta, y Radiodifusión), abiertamente quieren involucrar a los dos países hermanos de una gran trayectoria de amistad y colaboración internacional, en una guerra de hermanos, utilizando las mentiras, verdades a medias, insinuaciones mal sana, y toda clase artimañas.
Estos medios de comunicación, utilizan Notas de Prensas maquilladas,  videos editados, reportajes y entrevistas de Radios con el Sonido modificados y adaptados a lo que ellos quieren expresar, guiados por el odio y anteponiendo sus intereses mezquinos e imperialistas, estos esclavos del mismísimo enemigo de la humanidad, como lo bautizaron los países Latinoamericanos y del Caribe al presidente actual de EEUU Obama y el orgullosamente lo resalta, ya que es un orgullo para el ser el ser humano más odiado del mundo y el más temido por sus infinitos crímenes contra la humanidad y el medio ambiente.
No hay artículo que no exprese el descontento y el desagrado contra este mandatario norteamericano, a menos que sea de su propios medios de comunicación, que por una gran suma de dinero lo hacen ver como el protagonista de la película, el propio angelito y con esa fachada ha engañado a medio mundo, donde dirige todo tipo de mercenarios y organizaciones terroristas y lo que es peor grandes corporaciones comunicacionales internacionales.
Son estas corporaciones internacionales, que suministra grandes cantidades de dinero en dólares a los medios de comunicación privados nacionales de Colombia y Venezuela, para difunda sus campañas mediáticas y de odio en contras de esos mismos países, esperando lograr con eso una despiadada guerra entre países hermanos que no nos llevarían a la destrucción mutua, y en la cual perderíamos nuestra libertad y soberanía como país libre y democrático, que al final lo único que lograríamos con esta guerra es terminar como otros países han terminado, seriamos unas colonias del imperialismo, donde nos sumergirían en un mundo de muerte, sufrimiento, agonía, de desesperación, hambre y sed, esto sería lo que ganaríamos por ser tan incauto (En algunos diccionarios fácil de engañar). Deberíamos creer más en nosotros mismo como países hermanos y no en un país que ni siquiera es de nuestro territorio geográfico, ni es vecino de nosotros como país, que lo que buscar es crear una guerra, para poder vender sus armas, enriquecerse a costilla de nuestro sufrimiento, muerte y desolación, luego que nos haya limpiado económicamente vendiéndole armas a Venezuela y Colombia, luego invadiría a los dos países, con el pretexto de mantener el orden mundial y arremetería contra lo que quede de la guerra entre estos países vuelvo y repito hermanos, deberíamos ser más inteligente que ellos y demostrarle que nosotros no somos ningunos indios como ellos dicen que somos los Latinoamericanos, especialmente en el caso específico de Colombia y Venezuela, donde nos categorizan como indios, brutos, ladrones, un país de mujeres fáciles por no decir la palabras que ellos los norteamericanos, dicen de nuestras mujeres, para ellos somos lo peor del mundo, donde ellos se creen con todos los derechos sobre nosotros, nuestras tierras, nuestras riquezas, minerales, nuestra riquezas naturales, fauna y demás riquezas a las cuales ellos los Gringo quieren poner su pesuñas,
Como dice el Refrán, ¡En  Guerra Avisa no muere soldado y si los mata es por descuidado! Seamos más inteligente que los Norteamericanos y que Obama y digámosle no al enfrentamiento que los medios de comunicación privados quieren lograr entre dos países hermanos Colombia y Venezuela.
Por: José Núñez Director por Venezuela de PRENSAMERICA & CONAPE VENEZUELA, Reg. En el SIBCI (Registro Bolivariano de Comunicación e Información).  Bajo el N° 6355.