viernes, 27 de diciembre de 2013

Piraña del río Paraná atacan a 60 personas y las deja con heridas graves

La subsecretaria de Salud de la ciudad, Gabriela Quintanilla, detalló que "hubo 60 personas heridas en total, de las cuales siete son niños y dos de ellos con serias lesiones".
 El ataque de peces palometa, una suerte de piraña que habita en el rió Paraná, dejó con graves mordeduras y heridas a más de 60 personas en las costas de la ciudad del Rosario (centro-este), entre ellos, una niña a quien le amputaron una parte de su dedo meñique; otro menor sufrió una fractura, informó este jueves una fuente sanitaria.

La subsecretaria de Salud de la ciudad, Gabriela Quintanilla, detalló que "hubo 60 personas heridas en total, de las cuales siete son niños y dos de ellos con serias lesiones. La nena que perdió parte de su falange del dedo meñique y otro niño de corta edad que resultó con fractura expuesta en uno de los dedos de su mano".

La estampida de los peces palometa ocurrió este miércoles, cuando decenas de bañistas disfrutaban de la playa entre las profundas aguas del río con una temperatura que superó los 38 grados celcius.

"La palometa es un pez rudo y muy voraz, con una dentadura muy potente y si muerde deja una lesión muy interesante", dijo el director del Sistema Integrado de Emergencia Sanitaria (SIES) Vórterix Federico, quien se encontraba de guardia en la playa.

Agregó que los peces se desplazan juntos en ocasiones especiales, pues "se tienen que dar ciertas condiciones climáticas para que estos peces vengan en cardúmen hacia la superficie y hacia la orilla fundamentalmente", agregó tras comentar que la última vez que se produjo una invasión similar de estos peces en Rosario fue en la década de 1970.

Los bañistas no pudieron divisar de lejos a los peces ya que el río Paraná tiene un color marrón. "Fue algo muy agresivo. Esto empezó a darse el miércoles después de la media mañana, cuando empezaron a aparecer personas con mordeduras en los talones, los pies y las manos. Hubo personas a quienes las palometas literalmente le arrancaron pedacitos de carne", dijo el médico de guardia del SIES Gustavo Centurión.

Las palometas que habitan en los caudales del rió son del tipo spilopleura y nattereri, muy similares a las pirañas, forman cardúmenes y son atraídos por heridas o la aparición de sangre y eso produce los ataques masivos, explicaron especialistas del Laboratorio de Ictiología del Instituto Nacional de Limnología (InaLi).
Revista Zulia Prensa / Telesur